lunes, 27 de junio de 2011

El burladero, Sevilla

¿Un buen bar de tapas en Sevilla y que abra el lunes? El burladero.
Situado en los bajos del hotel Gran Meliá Colón, con un interiorismo actual y con un ambiente acogedor, ofrece una posibilidad maravillosa para comer algo en la capital hispalense.
Dani García ya no está por aquí, si es que estuvo alguna vez, pero las tapas con cierta sofisticación son la seña de identidad.
Elegimos una de las mesas altas con taburetes, en negro, preciosas. A nuestro lado, un jamón de los que no se pueden rechazar.
Eso sí, mesas limpias y servilletas de papel.
Tras unas cervezas bien tiradas, me hubiera gustado algún fino interesante, pero la carta de vinos es realmente corta en ese apartado. Tío Pepe tuvo que ser.
Tras pedir alguna cosa de la que no disponían, comimos:
-Media ración de jamón ibérico reserva 5J (pues eso, lo que uno espera, excelso)
-Gazpacho de naranja sanguina con granizado de azahar y aceite de cebollino (muy rico y refrescante, pasa a mi lista de mejores sopas frías)
-Burger bull de cola de toro (esto sí, espectacular, hay que probarla, intensa, delicada, un placer)
-Atún empanado con pistachos y mango (algo soso, la verdad, pero agradable)
La cuenta de esta ligera cena ascendió a 15 € por persona.
El servicio no creo que tuviera su mejor día.
Así pues, sitio bonito, tapas más o menos acertadas y precios tirando a altos. Con todo y con eso, creo que es un sitio a recomendar. Cambiaría cosas, pero otras me gustaron mucho. Una buena opción sevillana.

No hay comentarios:

Publicar un comentario