miércoles, 23 de abril de 2014

De nuevo en El Tubo, Zaragoza

El Tubo se ha convertido ya en un clásico de este blog, creo que esta es ya la cuarta entrada que habla de lo vivido, comido y bebido por allí.
Volvimos a Almau, a Doña Casta, al Texas, a lo de siempre...
Pero además de eso se incorporaron un par de visitas nuevas.
No hace mucho que abrió El indio malo, había que probar sus empanadas. Elegí la de carne picante y estaba realmente buena. No creo que sea la última vez que las pruebe. Muy bien.
Bal d'Onsera se ha reinventado y ahora presenta una pequeña barra donde picar algo.
Opté por el tartar de presa ibérica con ajos tiernos y la verdad es que es magnífico.
Mención aparte merece la copa de La Garnacha Salvaje del Moncayo 2012 (D.O. Ribera del Queiles), que es un vino estupendo.
Los precios de este último son algo más altos, pero en general la zona es bastante asequible.
Y bueno, lo de siempre, me encantan estas calles llenas de tradición e innovación. Seguro que volvemos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario