miércoles, 27 de enero de 2016

Jalos, Zaragoza

Viaje de trabajo a Zaragoza y poco tiempo para comer. Probaremos el mexicano del que me han hablado.
Sitio algo incómodo, cierto aire actual.
Mesa desnuda, servilletas de papel. Informalidad.
La carta ofrece combina cocina mexicana con hamburguesas y otras preparaciones.
Parece que una caña de Ámbar es la mejor opción.
Probé:
-Nachos con queso y guacamole (muy bien los nachos pero el guacamole no me satisfizo)
-Tacos de cochinita pibil (jugosos y bien sabrosos, un acierto)
Y esto fue todo.
El personal hace lo que puede pero parece escaso.
La cuenta ascendió a unos excesivos 15 €.
Vi defectos pero puede ser una buena opción para una cena de amigos tras el cine o para algo rápido, tal y como era el caso.
Ni más ni menos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario