La zorra, Sitges (Barcelona)

Arroz con una vuelta de tuerca, la idea de este restaurante me encanta.
La terraza es confortable. Decoración pretendidamente canalla, con madera y tela.
Mesas desnudas, servilletas de papel y copas correctas.
La carta se centra en arroces, bien curiosos, y en productos del mar. En lo enológico, mucho vino natural y/o ecológico y alguna referencia interesante a precios muy excesivos. Escogí el Goru Organic 2015 (D.O. Jumilla) que únicamente cumplió.
Comimos:
-Ostra tuneada (realmente en un bloody mary, agradable)
-Fritura de gambitas de playa (para comer enteras, muy bien fritas, un placer)
-Arroz meloso de centollo y botarga (emulando a un chili crab, gran punto del arroz y muchísimo sabor, añadiría picante pero es excelente)
-Cheesecake (nada especial)
El café es aceptable.
Orujo cortesía de la casa.
Salí contento. La cocina personal e inconformista de Pablo Albuerne me gusta, es de las que te lo hacen pasar bien.
La carta es realmente apetecible, estoy seguro de que cualquiera de las preparaciones saladas está a buena altura. Eso sí, vinos, especialmente por sus precios, y postres me gustaron menos.
Ya tengo ganas de volver.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Quema, Zaragoza (III)

Quema, Zaragoza (IV)

Una pastelería en Tokio