domingo, 1 de septiembre de 2013

Tres películas de poco interés

Películas malas hay muchas más que buenas, eso es una obviedad. Las que se acercan a la gastronomía no son una excepción. En este blog he hablado habitualmente de películas interesantes, hoy no toca.
No es que no se pueda salvar nada, claro que no, pero en general son prescindibles.
La primera a examen es "Fuera de carta", española, previsible y con la cocina como vehículo. Muchos lugares comunes y mucha gracieta fácil pero muy poco cine. Puedo incluso alabar a algún actor, pero no la cinta.
Pasamos ahora a "Dieta mediterránea", también española y también anodina. Tiene buenas intenciones pero se quedan en eso, en intenciones. Ni siquiera me gusta mucho el trabajo de los actores. La historia, eso sí, tiene algo más de atractivo que la anterior.
Y ahora voy con la francesa (aunque también con participación española) "El chef, la receta de la felicidad". Cae en todos los topicazos del género y de la gastronomía, hasta traen a un chef español a hacer cocina molecular, pero quizá es la obra más respetable de las tres.
Cine y gastronomía armonizan bien y ese binomio es casi lo único que salva estas tres películas. En todas hay algo interesante si te gusta este mundo. Eso sí, si además te gusta el cine, tendrás que seguir buscando hasta encontrar la perfección.

No hay comentarios:

Publicar un comentario